Cómo proteger el pelo del sol

En verano, debemos proteger el pelo del sol y de otros agentes externos para evitar su fotoenvejecimiento y mantenerlo sano, del mismo modo que también protegemos y cuidamos nuestra piel. 

La acción de los rayos solares, la sal del mar, la arena, el cloro de las piscinas, el viento y el calor deterioran la fibra capilar, estimulan la producción de sebo, debilitan el cabello propiciando su caída, lo secan, decoloran y lo vuelven más poroso, opaco, áspero y quebradizo.

Uno de los secretos de un pelo bonito y sano está en los nutrientes que le proporcionamos a nuestro organismo a través de la alimentación y en seguir una serie de hábitos para cuidarlo.

Alimentos ricos en las vitaminas y minerales que necesita tu pelo

Mantener una dieta saludable, equilibrada y rica en vitamina A, vitamina C, las vitaminas del grupo B, biotina, zinc, potasio, hierro, selenio, magnesio y cobre es lo más efectivo que puedes hacer para proteger tu pelo del sol. Estos nutrientes le aportarán lo que necesita para defenderse de los agentes dañinos y estimularán un crecimiento saludable 

¿Cómo se traducen estas vitaminas y minerales en alimentos? Los encontrarás en las nueces, almendras, pistachos, cacahuetes y avellanas; en las semillas de calabaza, girasol y sésamo, en todos los pescados azules, como las sardinas, la caballa, el atún y el salmón; en el hígado, en las legumbres, los huevos, los tomates, el aguacate, los berros, la uva, las manzanas, los plátanos, la papaya, el mango, los cereales integrales y el ajo.

Fortalece y alimenta tu pelo desde dentro

A veces, el ritmo de vida actual nos impide seguir una dieta rica en todos los nutrientes que deberíamos aportar a nuestro organismo para mantenerlo sano; una salud de la que también depende la de nuestro cabello. Una alternativa que suple estas carencias es la nutricosmética oral.

Proteger el pelo del sol con Lambdapil Cápsulas

Lambdapil Hairdensity Cápsulas de Isdin es un complemento que nos aporta volumen, fuerza y belleza a nuestro pelo gracias a su contenido en zinc, hierro, cobre, vitamina C, vitaminas B3, B5 y B6, y biotina:  El zinc contribuye a la síntesis normal de las proteínas que son esenciales en el crecimiento del cabello y de las uñas. La vitamina B6 ayuda a la síntesis normal de la cisteína. La biotina y el zinc contribuyen al mantenimiento del cabello  y de las uñas. El cobre. a la pigmentación normal del cabello. La vitamina C, por último, participa en la protección de las células frente al daño oxidativo

Recuerda que el otoño es la época del año en la que más se cae, y por tanto debes proporcionarle en verano todo lo que necesita.

Además, Lambdapil Hairdensity, gracias al zinc y a la biotina, contribuye a la síntesis normal de proteínas que intervienen en el crecimiento y fortalecimiento del pelo y de las uñas, como la queratina.

Cubre tu pelo: después del ‘escudo’ interior, es la mejor protección

Las pamelas y los gorros actúan como una barrera frente a los rayos UVA y UVB del sol y, además, ¡favorecen!  Por eso, son la mejor opción para proteger tu pelo del sol. Escógelos tupidos y de ala ancha para que realmente te protejan (son más eficaces que una gorra). También puedes cubrir tu pelo con un turbante o improvisar uno con un foulard. Ahora bien, si estás en la playa, evita ponértelos con el pelo mojado o húmedo después de un baño: la humedad aumenta los daños capilares. Si vas a pasar el verano en la ciudad o te vas de turismo rural, ¡tampoco prescindas de ellos!

Cubre tu pelo para protegerlo del sol

Dale un respiro a tu pelo: él también quiere vacaciones

El pelo está sometido a mucho estrés durante el año: secadores, planchas, polución, el ritmo frenético de trabajo que llevamos y que también le afecta… ¡dale un respiro! Siempre que te sea posible, déjalo secar al aire libre y, como te lo vas a lavar con más frecuencia, escoge un champú más suave y aplícate después mascarillas nutritivas.

Si te pasas la plancha, que sea una de cerámica y de calidad, y no olvides utilizar un protector térmico primero.  También es importante evitar cualquier producto agresivo, como las lacas que contienen alcohol, ya que resecan el cabello.

Después de cada baño en el mar o en la piscina, aclárate el pelo con agua dulce: el salitre actúa como una lupa atrayendo los rayos del sol, y el cloro decolora el pelo.  Por último, hidrátate bien por dentro bebiendo mucha agua y zumos naturales de frutas.

Siguiendo estos consejos para proteger tu pelo del sol, ¡tu melena volverá de las vacaciones radiante, como tú!

Rating: 5.0/5. From 1 vote.
You voted 5, 3 meses ago.
Please wait...
Aún no hay comentarios

Escribe un comentario

Los comentarios serán moderados antes de publicar.

*Campos obligatorios.